Conozca la Iglesia del Nazareno árabe en París

Paris, France

Escrito por el Pastor Farag Mikheil. Previamente fue publicado en la edición de Where Worlds Meet  (Donde los Mundos se Interceptan) 2018. 

 

Cuando llegué a Francia en 1989, no había ninguna iglesia árabe en París. Entonces, con un amigo cristiano, organicé una confraternidad egipcia, un grupo de cristianos que solían reunirse los domingos por la tarde en el sótano de la Iglesia del Nazareno francesa en París.

El grupo comenzó a crecer y muchos egipcios asistieron a nuestras reuniones. Después de terminar la escuela bíblica, la mayoría me pidió que organizara una iglesia oficial de este grupo cristiano.

Después de estudiar el Manual de la Iglesia del Nazareno, decidimos unirnos a la Iglesia del Nazareno.

Nuestra iglesia nazarena árabe fue fundada en marzo de 1995, un año después de que fui ordenado pastor por el difunto superintendente general, William Prince.

La Iglesia del Nazareno árabe en París se compone de diferentes nacionalidades que hablan la lengua árabe; la mayoría son egipcios, pero también tenemos hermanos de Marruecos, Argelia, Irak, Siria y Jordania.

La mayoría de esas personas vino a Francia para escapar de la guerra y la persecución. Muchos egipcios encontraron en Francia un país de refugio donde pueden estar seguros y libres para adorar al Dios viviente.

Nuesto servicio de adoración se celebra los domingos a las 3 p. m. y las damas se reúnen el jueves a la 1 p. m.

Somos aproximadamente 60 personas, incluidos niños. El número de niños está aumentando y necesitamos más espacio para sus actividades.

También tenemos un maravilloso equipo de alabanza llamado The Fruit of the Spirit Praise Team (Equipo de alabanza el Fruto del Espíritu). Son una verdadera bendición para la iglesia.

En diciembre pasado, el equipo de alabanza cantó afuera del edificio de la iglesia en la escalera de la entrada mientras que otro equipo realizó el evangelismo hablando con la gente y repartiendo Biblias.

Dios está edificando la Iglesia del Nazareno árabe en París. A Él y solo a Él sea la gloria.

Llegué a Francia por un año, este era mi plan. Pero Dios tenía otro plan para mí. Me di cuenta de que me había enviado a cuidar a sus ovejas, representadas por la Iglesia del Nazareno árabe en París. Estoy tan agradecido a Dios que me dio este privilegio de ser su siervo.

Hay muchos desafíos para servir en Francia. A medida que el ministerio crece, tengo que encontrar el tiempo suficiente para hacer el trabajo de la iglesia mientras trabajo enseñando inglés en la universidad y en las escuelas secundarias. Sigo orando para que el Señor pueda abrirme puertas para trabajar en el ministro a tiempo completo, y así poder pastorear la iglesia de una mejor manera permitiéndome satisfacer las necesidades crecientesde las comunidades árabes cristianas en Francia.

--Church of the Nazarene Eurasia

Posted in: