Los nazarenos alrededor del mundo responden con amor a los tiroteos en Christchurch

Manchester, England

La imagen de Greystone que circulaba en Twitter.

Después de los tiroteos que ocurrieron en dos mezquitas en Nueva Zelanda, que cobraron casi 50 vidas, muchas personas compartieron el amor con los musulmanes alrededor del mundo. 

Andrew Graystone, un profesor del Nazarene Theological College-Manchester, fue una de esas personas. 

Graystone se paró frente a la Mezquita de Medina en Manchester, Inglaterra, con un cartel que decía "Ustedes son mis amigos y voy a vigilar mientras oran". 

"Mientras [las personas] se acercaban, se les podía ver en su mirada como si estuvieran pensando del que estaba parado afuera de su mezquita: 'Oh no, ¿esto es una protesta o algo así?" Graystone le dijo a la BBC. "Y luego, cuando vieron el mensaje que decía 'Ustedes son mis amigos', sus rostros se relajaron y sonreían".

Los miembros de la Mezquita de Medina no fueron los únicos sorprendidos por el amor que recibieron; Graystone se sintió abrumado por el volumen de la circulación de la foto en la Internet.
"No tenía la intención de que nadie, además de la gente de la Mezquita de Medina, supiera esto", dijo Graystone. "Supongo que hay muchas cosas que mucha gente puede hacer para expresarles amistad en lugar de temor a los amigos, vecinos y colegas musulmanes, así que solo tomé una pequeña acción".

El superintendente general David Busic animó a los cristianos a simpatizarse con las víctimas.

"Me duele que las comunidades musulmanas hayan perdido amigos y seres queridos en los tiroteos en la mezquita de Christchurch", dijo Busic. “El racismo y el etnocentrismo en cualquier forma son malos [y] siempre conducen a la violencia. La iglesia de Jesucristo debe rechazar este espíritu de anticristo y estar con los que lloran".

El superintendente del distrito de Nueva Zelanda, Bruce Allder, expresó su sorpresa y consternación por las acciones violentas en Christchurch.

"Nos unimos a nuestros amigos de la fe musulmana y aborrecemos la maldad de [este] evento", dijo Allder. “Dios llora con nosotros hoy mientras lloramos la pérdida de vidas inocentes. Oramos por la sanidad en medio de un profundo dolor. Oramos por todas las familias y amigos afectados por este odio e intolerancia".

En su entrevista con la BBC, Graystone dice que hay dos maneras en que las personas pueden responder a ataques como este.

"Puedes responder con miedo, o puedes responder con amistad", dijo Graystone.

Allder también tiene el deseo ponerse a disposición en medio de la tragedia y alienta a los cristianos a abstenerse de responder a estas acciones con miedo.

"En ese momento, es fácil volverse temeroso y alejarse por la desconfianza", dijo Allder. “Pero con el optimismo de la gracia de Dios, elegimos amar y abrir nuestros corazones. A la comunidad musulmana en Nueva Zelanda, hoy les decimos que son bienvenidos y amados mientras compartimos la vida en esta gran nación".

Rogamos sus oraciones por las víctimas de Christchurch y sus familias.